Interoperabilidad, colaboración y seguridad: principales tendencias para el sector salud

#RICOH   #salud

Por Bill García, Director de Vertical de Healthcare en Ricoh Latin America

En el sector salud, las organizaciones de América Latina, están focalizando sus esfuerzos e inversiones en lograr altos niveles de atención colaborativa que conlleve una mejora en la experiencia de los pacientes. En esta era digital y de colaboración inmediata, un sistema de manejo de los datos tiene que incluir más que una recopilación de registros electrónicos, intercambios de información, flujos de trabajo y sistemas administrativos.

Tradicionalmente, el denominador común que enlazaba conceptualmente todos estos flujos fue el documento. Incluso hoy en día, con la digitalización, el papel continúa alimentando los flujos de trabajo a través de la atención médica. El desafío es integrar estos documentos de una manera rentable, pero valiosa y flexible. En una encuesta de Health Leaders Buzz[1], el 43% de los encuestados mencionó la interoperabilidad como una de las 10 principales prioridades en sus organizaciones, y otro 30% lo incluyó como una prioridad importante. Durante el tratamiento del paciente, la información debe pasar del paciente al proveedor, así como entre los proveedores. En éstos se incluyen especialistas, centros de cuidados intensivos, atención de urgencias y departamentos de emergencia que pueden ser seleccionados por un paciente, que generalmente desconoce qué tan bien (o mal) estos proveedores intercambian datos entre ellos.

Por estos motivos, durante años, las conversaciones en el sector de la salud se han centrado sobre la interoperabilidad y el fácil intercambio de datos. No obstante, en RICOH hemos visualizado un importante cambio cultural hacia el intercambio de datos tanto en el sector privado como en el público. Las instituciones del sector saben que es hora de adoptar un enfoque holístico para permitir un mejor intercambio y accesibilidad a los datos para mejorar la atención y la experiencia del paciente.

¿Entonces, cuáles son las tendencias para el sector salud?

1) Para compartir datos de manera segura y exitosa, las políticas de gestión de la información son fundamentales

La capacidad de estandarizar las políticas de gestión de la información ayudará a proteger a las organizaciones en la nueva cultura actual de intercambio de datos. A medida que los proveedores intercambian más información, existe una mayor probabilidad de documentos duplicados. Los documentos obsoletos y redundantes corren el riesgo de una violación de la seguridad, y cada vez que la información cambia de manos, existe la posibilidad de una mala gestión. Las políticas de gestión de la información pueden reducir drásticamente el tiempo, el costo y el riesgo de administrar infraestructuras de TI internas que permiten compartir información. Por ello, Ricoh Latin America Healthcare Division brinda a las instituciones consultoría y soluciones a la medida para que puedan capturar, transformar y administrar datos sin inconvenientes, enrutar la información de manera eficiente al lugar y momento correcto con alta seguridad.

En conclusión, implementar la cultura del intercambio de datos faculta a las instituciones de salud para lograr una mayor seguridad y privacidad del paciente, mejorar la coordinación de la eficiencia y la atención y, en última instancia, impulsar una mejor experiencia del paciente.

2) Las organizaciones están viendo la tecnología como un gran aliado, pero la seguridad sigue siendo una preocupación.

En el sector privado, las organizaciones de salud ya están llevando a cabo el concepto de intercambio de datos. La era “post-EHR” (Electronic Health Record, por sus siglas en inglés) ya está aquí. Las instituciones están adoptando un entorno de tecnologías innovadoras como IoT, biometría, realidad aumentada, IA y más. Para todas estas soluciones emergentes, los datos siguen siendo el núcleo. Tener la capacidad de capturar, asegurar, compartir y aplicar información clínica y de negocios impulsa la innovación a nivel del sistema para mejorar los resultados clínicos y financieros. Los líderes de la salud se esfuerzan por mejorar el intercambio de información a través de plataformas digitales, y están muy centrados en las preocupaciones de seguridad que esto puede estimular.

En la parte de tecnologías cognitivas, ya está disponible RICOH Smart Doctor, una plataforma diseñada para agilizar las tareas diarias de los médicos. Esta solución puede recibir información en lenguaje natural para analizar y asignar códigos a condiciones médicas y sugerir un diagnóstico, basado en CIE10 (acrónimo de estándares internacionales de clasificación de enfermedades). También mejora la calidad de los registros clínicos, simplifica el proceso de recuperación de información y realiza análisis estadísticos. Además, muestra los datos médicos de una manera estructurada, a través de una sencilla aplicación de celular y se puede acceder con los principales navegadores del mercado.

Con la tecnología de IBM® Watson Explorer Content Analytics, RICOH Smart Doctor entiende el contexto, lleva a cabo la parametrización, se integra con el glosario médico, codifica la información relacionada con el caso y brinda sugerencias al médico. La solución cuenta con Hardware y Software, Instalación, Mantenimiento y Servicios Profesionales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.