La aceleración digital en tiempos de pandemia

#AceleraciónDigital   #Mastercard

La introducción de los servicios tecnológicos y digitales ha sido un proceso que se ha acelerado más que nunca en la última década. Hoy, Guatemala ha logrado una penetración de smartphones de un 110%, según el Banco Mundial y un nivel de bancarización del 44.1%, según Global Findex.

El habilitar a los usuarios con estas herramientas se ha vuelto un aspecto especialmente relevante en la coyuntura de la pandemia de COVID-19. Bajo esta situación, la necesidad de consumir a través de un medio de pago eficiente ha aumentado la demanda de métodos de pago digitales que proveen soluciones seguras y rápidas.

Mastercard, que desde los años 60´s ha funcionado como plataforma de pagos; ha logrado ir a la vanguardia en soluciones que optimizan la experiencia de pago del consumidor. La plataforma ha evolucionado con el tiempo promoviendo cada vez mayor seguridad y facilidad en las transacciones. En un mundo cada vez más digitalizado, existen nuevos retos especialmente asociados a ofrecer una alternativa digital a las principales interacciones con el cliente como son: adquirir un producto nuevo, hacer compras desde casa, consultar información sin ir a la agencia y proveer herramientas como billeteras digitales y terminales punto de venta desde el celular.

Según un reciente estudio realizado por Mastercard llamado “Banca Digital en América Latina” acerca de las tendencias sobre la oferta de productos digitales, la compañía sugiere que los consumidores se mostraron a favor de una interfaz digital simple, como una aplicación todo en uno que agilice la experiencia bancaria y los servicios digitales como recargas de teléfonos móviles, aplicaciones de entrega de alimentos y otros.

Esta contingencia definitivamente ha acelerado el uso de herramientas digitales en servicios financieros. Datos de fuentes públicas demuestran que en la región Latinoamérica, esta pandemia ha generado incrementos estimados en 17% en uso de banca en línea, 20% banca móvil acompañado de una caída en visitas de sucursales en más del 30%.

En términos de transaccionales, Mastercard ve un crecimiento en los pagos digitales hacia el 40%, apalancado en las restricciones de movilidad y la disponibilidad de herramientas digitales. También es importante resaltar que la mayoría de los clientes que usan canales digitales por primera vez no van a regresar a su comportamiento anterior. Lo que permite que el COVID-19 nos lleve hacia una economía sin efectivo.

Si bien este es un cambio importante en la mezcla de canales para transaccionar, hay mucho camino por recorrer. Este cambio tiene que consolidarse y acelerarse a medida de que los jugadores en el ecosistema puedan capitalizar sus inversiones tecnológicas para ofrecer; tarjetas que funcionen en el ecosistema de pagos digitales (e-commerce) y alternativas para que los negocios acepten pagos y canales de venta 100% digitales. Esto debe ir de la mano de una sofisticación de sus capacidades de ciberseguridad.

Las personas e instituciones que logren acelerar este cambio van a poder beneficiarse de esta nueva demanda de servicios que llegó para quedarse.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .