¡Sale verano!… pero sin plástico desechable

#Verano    #plásticos   #RescueThePlanet

Verano es sinónimo de sol, playa, montaña, actividades de ocio y de relajación. Son momentos para compartir y hacer una pausa en la rutina diaria. Sin embargo, este año debido a la pandemia que atravesamos, si se decide salir a algún lugar, no debe olvidar tomar en cuenta todas las medidas de bioseguridad correspondientes, por su salud y la de los demás

Para estos días de descanso antes de iniciar la época veraniega los expertos recomiendan quedarse en casa y no abandonar los hábitos saludables.    En ese sentido, ya sea que nos quedemos en casa o salgamos a disfrutar del aire libre no debemos de dejar de lado el cuidado del medio ambiente.

El calor hace que se incremente considerablemente la ingesta de bebidas y otros alimentos que en muchas ocasiones se distribuyen en plástico desechable.   Por otro lado, actividades como ir a la playa, a la montaña, además de propiciar un mayor consumo de bebidas en envase desechable, también motiva un mayor consumo de comida rápida que utiliza recipientes desechables para empacarlos.

El resultado de este consumo indiscriminado de envases desechables a partir de materiales dañinos para el medio ambiente se incrementa impactando de forma abusiva a la naturaleza.

Estos son algunos de los envases y plásticos más utilizados en verano:

  • Botellas plásticas de agua y otras bebidas refrescantes
  • Bolsas de supermercado
  • Envases de jugos
  • Bandejas, platos, cubiertos y vasos desechables plásticos o de duroport para alimentos
  • Envases con productos de higiene personal
  • Envases de protectores solares
  • Envases de comida para microondas
  • Envases de alimentos congelados

Para el director de la organización Rescue the Planet, Sergio Izquierdo, el plástico desechable representa uno de los mayores peligros para el medio ambiente, dado que tarda cientos de años en degradarse. Desde su invención, se ha introducido cada vez más en la vida cotidiana y su uso suele aumentar con mayor frecuencia en épocas de festivas.

El Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente estima que la producción de plástico en todo el mundo puede alcanzar 33 mil millones de toneladas para 2050, y alerta que este material representa el 80% de la basura en los océanos y costas.

Éste es un problema que nos afecta a TODOS y la única forma de disminuir sus efectos es de origen, disminuyendo el consumo de estos materiales.   A donde vaya para el asueto de verano, es importante RECHAZAR todo tipo materiales desechables y optar por alternativas más amigables con el medio ambiente, con esto estará contribuyendo efectivamente a conservar el medio ambiente.

En el último tiempo se han introducido opciones de mal llamados plásticos “biodegradables”, que en la realidad no funcionan como nos quieren hacer creer. Éstos NO se degradan como una cáscara de banano.  Hasta el momento no existe opciones capaces de ser degradadas en condiciones naturales en el medio ambiente, solamente lo hacen en  condiciones de laboratorio, las cuales no existen en el país.  Por lo anterior, este tipo de plásticos solamente van a incrementar la cantidad de desechos y crean la falsa idea dentro de los consumidores de que “están contribuyendo” cuando no es así, lejos de esto están empeorando el problema.

La organización guatemalteca Rescue the Planet da 6 consejos para disminuir el uso de plástico en estos días de descanso:

  1. Evite los alimentos envasados: Lleve su propio recipiente o bolsa de tela a las compras, al principio lo mirarán extraño, pero si explica sus motivos ecológicos enseguida le darán la razón y dará el ejemplo. Busque también comercios de venta a granel. Cada vez hay más y podrá comprar arroz, pasta, legumbres, frutos secos y cereales usando sus propios envases o bolsas de tela.
  2. No compre botellas de agua desechables: Cada minuto se compran 1 millón de botellas de plástico.  Son alrededor de 1,5 millones de barriles de petróleo los que se necesitan cada año para producir las botellas para agua solamente en Estados Unidos. Sustitúyala por una botella reutilizable y agua filtrada. No reúse las botellas de plástico; sus componentes tóxicos pueden pasar al agua.
  3. Prefiera los productos frescos: Los congelados generan muchos residuos plásticos. Incluso los envases de cartón pueden estar recubiertos de una fina capa de plástico.
  4. Elija siempre botellas de vidrio: Al comprar bebidas carbonatadas, jugos o salsas, prefiera vidrio es 100% reciclable. Mejor aún si consigue opción retornable, ya que se reutiliza una y otra vez sin producir desechos.
  5. Haga sus compras en mercados: ahí podrá comprar frutas y verduras de temporada sin embalajes de plástico. Puede llevar su compra en bolsas de tela o en el carrito de la compra.
  6. Evitar empaques de plástico “biodegradables”: Preferir alternativas reutilizables contribuyen más a resolver el problema.  Los plásticos “biodegradables” no se biodegradan en la naturaleza, necesitan de procesos industriales específicos, en instalaciones que no existen en Guatemala

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .